MUSEO DEL CINE

Nostálgico, Sentimental, didáctico

El Cine Alba de Madrid, con un aforo inicial de 476 butacas, se inauguró el día 21 de Junio de 1.941, y desde entonces ha sido un cine de segundo reestreno en el que, a partir de los años cincuenta, se ofrecían al público las tradicionales sesiones continuas.

Está ubicado en la calle Duque de Alba, al lado de la Plaza de Tirso de Molina, en el edificio que ocupó el periódico EL IMPARCIAL, fundado por el nieto de José Ortega y Gasset, y aún hoy conserva ese sabor añejo de una sala de cine en la que la única reforma que parece haberse realizado es el cambio de butacas.

Tras sacar entrada en una pequeñísima taquilla, a través de la clásica ventanilla de latón dorado, nos adentramos en una sala que nos hace retroceder setenta y un años.

Este clásico madrileño se abrió con una cabina doble que albergaba proyectores alemanes BAUER-M5 de los que se fabricaron, en Stuttgart, 900 unidades entre 1.925 y 1.935. Es decir, aquellos proyectores, probablemente ya se instalaron de “segunda mano”.

A partir de 1.986, el Cine Alba se transformó en una de las quince Salas “X” que había en Madrid, los proyectores de 35mm. fueron sustituídos por videoproyectores de Super-VHS, y aquellos viejos Bauer se convirtieron en objetos decorativos, en el Alba y en el Palafox.

Hoy, el primer proyector de este clásico cine madrileño (1.941) y el primer videoproyector (1.986) del mismo cine, se añaden a la Colección del primer Museo del Cine de España, sito en Villarejo de Salvanés, fruto de la donación que el Presidente de la Federación de Cines de España (FECE) ha hecho a su director, Carlos Jiménez, como contribución a la inmensa labor recopilatoria de este antiguo empresario de cine.

El Museo del Cine, Colección Carlos Jiménez, ha rescatado hasta la fecha la maquinaria de 148 cines (solamente en España)

RESCATANDO LOS PROYECTORES DEL CINE ALBA DE MADRID

2 Comentarios
  1. antoñito dijo,

    recuerdo con cariño las matinales del cine alba (sesion continua desde las 10), de las que fui relativamente asiduo a finales de los 70 / principios de los 80. programas dobles donde al menos una pelicula siempre era buena: ejemplos, “carga maldita” de friedkin y “rector en la cama”; “valentino” de russel y “el sindicalista”; “the warriors” de walter hill y “me siento extraña”; “mujeres enamoradas” de ken russel y “el furor del dragon”. el cine era bonito, con adornos clasicos… y a pesar de no ser grande, tenia una buena pantalla. cuando uno tenia la tarde ocupada por trabajo y estudios, las matinales del alba solian dar la mejor programacion, superando al pleyel o el carretas, otros dos historicos de las matinales (y con mejor publico en el alba) y despues el falla y el condado que tambien ofrecieron sus programas dobles matinales a diario. lastima que ya no queden cines asi. ojala que el cine alba tuviera una salvacion, pero con la crisis las instituciones no estaran para gastar dinero y dudo que sin ayudas institucionales pudiera sobrevivir un cine con programacion minimamente selecta.

    Posteado el 3 diciembre, 2013 a las 10:22

  2. Administrador dijo,

    Desde el Museo del Cine agradecemos la nostalgia que se desprende de sus comentarios. Aquellos tiempos de gloria vividos en el cine, son los que intentamos desde el Museo que no se olviden. Saludos.

    Posteado el 3 diciembre, 2013 a las 22:43

Añade tu comentario